Señales de que tu reputación digital necesita atención- Nicaragua

Reputación digital

Reputación digital

3 señales de que tu reputación digital necesita atención 

 

Sabemos que la reputación digital hoy en día es la carta de presentación de toda empresa, pues en ella intervienen sostenidos esfuerzos para mantener una imagen de credibilidad ante el público objetivo. Gracias a una eficiente estrategia de comunicación la reputación digital abarca prácticamente todas las especialidades del marketing digital.

Sin embargo, la reputación digital no goza de una estabilidad perpetua, existen crisis por las cuales una empresa está siendo criticada o se encuentra con una reputación baja a causa de múltiples factores. A continuación indicamos 3 situaciones que demuestran que tu reputación digital merece que le des un vistazo, y te ofrecemos algunas alternativas de solución. 

 

1.-  Tienes un gran problema de reputación digital 

Son varias las empresas que han pasado por procesos judiciales en los últimos años y han sido absueltas en todas las instancias. Sin embargo, a menudo sucede que hay noticias desactualizadas en Internet, publicadas anteriormente en periódicos locales o nacionales.

Recuerda que cuanto más confiable sea el periódico, más visibles serán las noticias antiguas en los resultados de búsqueda.

 

¿Cómo puedes resolver esta situación?

  1. Primero, necesitas encontrar un abogado especializado en reputación digital para comprender el margen que permite la ley.
  2. En segundo lugar, debes ponerte en contacto con el personal editorial del periódico en cuestión para solicitar la eliminación de la noticia publicada, especialmente en el caso de una absolución definitiva.
  3. Debes confiar en un consultor web que se especialice en técnicas de reputación SEO en línea para llevar la noticia en cuestión a las profundidades de los resultados de Google.
  4. Con respecto a las redes sociales, se aplica el mismo razonamiento que en el punto anterior. De nuevo, tienes la opción de “ocultar” las publicaciones más molestas, por así decirlo, aunque una de las estrategias más recomendadas para gestionar las valoraciones negativas no es ocultarlas, sino actuar de forma pública y transparente.

 

2.-  La reputación digital de tu marca es irrelevante y anónima 

 

¿Y si tu reputación digital fuera anónima sin elogios ni vergüenza?

 

Lo peor para tu imagen corporativa es que otros hablen de ti sin que tengas una voz cuestionable.

La gente puede hablar de ti de forma positiva o negativa. Sin embargo, las opiniones negativas tienen un peso específico mucho mayor a nivel de percepción cognitiva.

 

¿Cómo puedes resolver esta situación?

  1. Crea un sitio web moderno que explique quién eres y qué ofreces.
  1. Supervisa las redes sociales (página de Facebook de la empresa, Instagram, Linkedin, Twitter).
  1. Utiliza el blog de la empresa para convertirte en una referencia de la industria.
  1. Aloja las conversaciones en tu cuenta en los foros de la industria.

En otras palabras, ¡Debes comenzar a fortalecer tu reputación digital!

 

3.- Tu reputación digital es buena y reflexiva 

 

Esta es la situación ideal. Significa que tienes una buena presencia en línea. Pero eso no significa que las cosas continuarán para siempre.

No te duermas en los laureles, controla tu buen nombre. Dirige todos tus esfuerzos hacia la construcción de la reputación digital que mereces.